Cuando cogemos soltura en la conducción,  los adelantamientos en carretera son muy habituales y pueden convertirse en una tarea difícil.

El estado del tráfico, el resto de vehículos que circulan con nosotros, nuestros reflejos y la velocidad a la que conduzcamos interfieren en los adelantamientos.

Por eso hoy en nuestro Blog Torcal queremos explicarte los conceptos básicos que hay que tener en cuenta a la hora de adelantar correctamente

¿Cómo hay que hacer un adelantamiento?

Untitled Infographic (1)

 

¿Qué se considera adelantamiento y qué no lo es?

Por otra parte, existen cuatro casos en los que un conductor podría pensar que está realizando un adelantamiento y no es así. Estos son:

  • Cuando sobrepase un vehículo que se encuentre inmovilizado en la vía.
  • En carreteras saturadas, cuando un carril circula más rápido que otro.
  • Los que circulen por un carril de aceleración y lo hagan más rápido que los que van por la vía normal, o viceversa.
  • Los vehículos que circulen por un carril de autobuses y lo hagan más rápido que los que circulan por una vía normal.

Ahora bien, ¿podemos permanecer en el carril izquierdo si queremos realizar dos adelantamientos seguidos? ¿O debemos volver al carril derecho después del primer adelantamiento?

En calzadas con dos o más carriles para el mismo sentido de circulación, si queremos volver a adelantar después de haber adelantado una vez, podemos permanecer en el carril que hayamos utilizado para adelantar, siempre y cuando no se moleste a los vehículos que circulen detrás a más velocidad.

¡¡Esperamos que os haya gustado y hayáis aprendido un poco más a realizar buenos adelantamientos!!

Si quieres tener más información sobre nosotros, visita nuestra página web www.torcal.es .